Dos grandes de Europa frente a frente. Dos candidatos que van a pelear por el título y que se miden esta noche con bajas significativas. PSG y Real Madrid son dos clubes que se respetan y admiran, y con varias historias cruzadas que este verano han dado para interesantes capítulos en el mercado de fichajes.

Solamente se consumó la marcha de Keylor Navas, titular hoy, al equipo galo desde el cuadro blanco, con la consiguiente cesión de Alphonse Areola para hacer el camino inverso. Pero pudo haber más, y puede haberlo en el futuro toda vez que Kylian Mbappé es el gran deseo de Florentino Pérez para dentro de no mucho tiempo. Un dirigente que mantiene una gran relación con Nasser Al-Khelaïfi. De hecho ambos se ven las caras hoy y, como afirma As, con esas operaciones futuras siempre sobre la mesa.

En cualquier caso, el dirigente merengue se ha mostrado siempre especialmente cauto para no enfadar a su homólogo, y hasta Butragueño se refirió a los franceses hace pocos días como «club amigo». Y es que hubo otros contactos este verano que no fructificaron, al menos según explica ABC.

En medio del caso Neymar trascendía, y ahora recuerda este medio, el interés de los campeones de Francia por Vinicius Junior, a quien pedirían como contrapartida por el ex azulgrana. Otros nombres como Luka Modric o Gareth Bale también salieron a la palestra, de los cuales solo el galés se calzará las botas hoy. Neymar y Mbappé tampoco estarán…