Manchester City y Tottenham Hotspur se verían las caras en el Etihad Stadium en la segunda jornada de la Premier League, donde el conjunto de Pep Guardiola querría resarcirse de lo sucedido la pasada campaña en Champions frente al cuadro encabezado por Mauricio Pochettino. Los locales tomarían ventaja antes de llegar al ecuador del primer acto, todo ello merced a un sensacional envío de Kevin De Bruyne que sería aprovechado por Raheem Sterling para batir a Hugo Lloris con un certero testarazo. Esto suponía la cuarta diana del británico en el arranque de Liga.

No obstante, Erik Lamela respondería de inmediato con un estupendo lanzamiento desde fuera del área para superar a Ederson Moraes y devolver la paridad al luminoso. El partido se calmó con motivo del empate de los Spurs, pero volvería a la carga el City minutos más tarde por medio de Bernardo Silva. Pese a ello, el disparo del portugués sería repelido por Davinson Sánchez. Aun así, volvería a aparecer De Bruyne para percutir por el costado diestro y servirle en bandeja de plata el 2-1 a un ’Kun’ Agüero que apenas tuvo que empujar el cuero al fondo de las mallas.

El internacional belga siguió muy enchufado durante el resto de los 45 minutos iniciales, probando fortuna con un golpeo tras una gran acción individual. Sin embargo, su disparo se marchó a las nubes. Poco después, De Bruyne realizó su enésima incursión por el flanco diestro de la parcela ofensiva de los citizens. İlkay Gündoğan entró completamente solo en el punto de penalti, pero el chut del ex del Borussia Dortmund se marchó ligeramente desviado de los dominios de Lloris.

Nada más arrancar la segunda parte, Oleksandr Zinchenko puso a prueba al cancerbero francés del Tottenham, que realizó una intervención muy meritoria. Posteriormente, se reclamaría penalti por un agarrón dentro del área sobre Aymeric Laporte, pero el colegiado decretó que no hubo nada punible. A continuación, De Bruyne lo intentaría con un disparo que acabaría en saque de meta para los visitantes. Después, el golpeo del ’Kun’ se iría desviado por poco. El siguiente en intentarlo sería Bernardo Silva, pero estuvo muy atento Hugo Lloris.

Daba la sensación que el vigente campeón de la Premier era muy superior a su oponente, pero únicamente se imponía por la mínima en el luminoso (2-1). Según saltó Lucas Moura al terreno de juego, en detrimento de Harry Winks, devolvería la paridad al electrónico con un testarazo inapelable ante el que nada pudo hacer Ederson para impedir el 2-2. El Manchester City respondería con una oportunidad de Sterling, repelida por Toby Alderweireld, para que acto seguido tuviera que ser Lloris quien sacara una mano espectacular ante un tiro potente de Rodri Hernández.

A la salida de ese saque de esquina, Lloris no estuvo demasiado expeditivo cuando fue a buscar el cuero, situación que a punto estuvo de aprovechar Bernardo para haber adelantado por tercera ocasión en el choque a los suyos. Gabriel Jesus, que reemplazó a Agüero en el césped, se acomodaría el cuero a la perfección, aunque su lanzamiento se marchó realmente desviado. La réplica del Tottenham la lideraría Lucas, autor de la diana del empate, pero su envío al área pequeña, donde esperaba Harry Kane. fue interceptado de manera milagrosa por Nicolás Otamendi.

El Manchester City iba a experimentar un auténtico déjà vu, aunque en esta ocasión sería con Gabriel Jesus como protagonista en la Premier, cuando hace unos meses fue Sterling en la Champions. El brasileño perforaría el fondo de las mallas de la meta custodiada por Lloris, justo en el tiempo de prolongación, lo que suponía la victoria por la mínima para los de Guardiola (3-2). No obstante, el árbitro decidió revisar la acción con el VAR y, posteriormente, anuló la diana del ariete con motivo de una mano de Laporte. De todos modos, una vez revisada la acción, dio la sensación que el impacto del ex del Athletic Club con el esférico fue totalmente involuntario. Y apenas habría tiempo para más, por lo que se produciría el reparto de puntos en el Etihad Stadium entre el campeón de la Premier League y el Tottenham (2-2).