Liga de Campeones | El Inter de Milán acaba con la racha del Sheriff; Lionel Messi rescata al PSG

Una vez han terminado los choques de Real Madrid y Atlético, llega el momento de repasar el resto de partidos que nos ha dejado la tercera jornada de la fase de grupos de la Liga de Campeones.

Messi y Mbappé celebran un tanto
Messi y Mbappé celebran un tanto ©Maxppp

El Inter de Milán corta la racha del Sheriff

Considerado por todos como el rival más accesible antes de que se realizara el sorteo de la fase de grupos, todos los ojos están puestos ahora en el Sheriff. Sorprendente líder gracias a los seis puntos cosechados con sus victorias ante Shakhtar (en casa) y Real Madrid (fuera), el modesto conjunto moldavo visitaba hoy a un necesitado Inter de Milán que lo recibía con tan solo un punto y temeroso de que pueda repetirse una temprana eliminación continental como sucedió el pasado curso.

Sigue después de este anuncio

Sin embargo, pese a los temores que ha generado en el resto de los rivales después de los primeros choques de la máxima competición, hoy no hubo milagro del Sheriff. Se encargó el Inter de Milán, que no estaba dispuesto a dejar pasar la oportunidad de sumar su primera victoria y presentar sus credenciales para estar en octavos final.

Abrió el marcador Edin Dzeko en el minuto 35. El bosnio, pese a que indudablemente ya no es el de antaño, conoce a la perfección su oficio y está siendo vital para el cuadro lombardo tras la salida de Romelu Lukaku el pasado verano con destino al Chelsea. Clara muestra es su tanto de hoy ante los moldavos. También tuvo participación en el segundo tanto de los italianos. Y es que, tras ver como el Sheriff lograba el empate por obra de Thill en el 52’ (1-1), el propio Dzeko asistía para que Arturo Vidal hiciera el 2-1 en el minuto 58 y volviera a poner a los suyos por delante. De Vrij haría el 3-1 cuando restaban algo más de veinte minutos para el final y sentenció el envite para los italianos.

El Oporto mantiene al AC Milan sin puntos

Con Liverpool y Atlético de Madrid ocupando las dos primeras plazas de grupo, y a la espera de un pinchazo de cualquiera de las dos escuadras con vistas a intentar colarse en los octavos de final, Oporto y AC Milan se veían hoy las caras en un choque marcado por las necesidades. Y es que, mientras los portugueses tan solo habían logrado sumar un punto en los dos primeros partidos, los lombardos ni siquiera ni siquiera habían inaugurado su casillero. Así, una derrota por cualquiera de las partes podría ser fatal.

Y fue el Oporto el que logró llevarse el gato al agua. Lo hizo merced al tanto del talentoso Luis Díaz, deseado futbolista que durante el pasado verano estuvo en la lista de prioridades del Everton y finalmente no se movió de Portugal. El colombiano abría el marcador en el minuto 65 para firmar un tanto (1-0) que deja a los italianos con la soga al cuello y les aleja no solo de la pelea por la clasificación, sino de la posibilidad de disputar la Europa League. El equipo luso, por su parte, ya se atreve a soñar con los octavos de final.

André Silva y Lionel Messi luchan por un balón

Messi y Mbappé impulsan al PSG

Uno de los duelos más interesantes (a priori) de esta tercera cita de la fase de grupos de la Champions iba a tener lugar en el Parque de los Príncipes. Un escenario donde, dicho sea de paso, el Paris Saint-Germain fue capaz de doblegar al Manchester City hace unas semanas. Todo ello, además, con la primera diana en forma de obra de arte de Lionel Messi con la casaca de los galos. En cuanto al RB Leipzig, confiaba en sumar un botín positivo en este choque de trenes. Y el combinado germano disponía de un as bajo la manga, un viejo conocido de la parroquia francesa: Christopher Nkunku.

Keylor Navas sostendría a los suyos con una intervención de múltiples quilates para frenar a André Silva, viejo conocido de AC Milan y Sevilla. La puesta en escena de los alemanes sería estupenda, dado que disfrutaría de otra oportunidad en las botas de Konrad Laimer. Sin embargo, el primer zarpazo correría a cargo del PSG con una acción marca de la casa de Kylian Mbappé (1 – 0). No obstante, André Silva se resarciría de la ocasión comentada previamente al sacar partido del envío filtrado por un Angeliño que estaba siendo un puñal por el costazo izquierdo (1 – 1).

De hecho, el carrilero (ex del City) se asociaría con Nordi Mukiele al poco de comenzar la segunda mitad para culminar la remontada momentánea del Leipzig en París (1 – 2). En ese preciso instante, emergería la figura de un Lionel Messi que había pasado algo desapercibido durante el resto del envite. Así las cosas, el astro rosarino devolvería la paridad al luminoso al ser habilitado por su mejor socio (por ahora) en el césped con los franceses: Mbappé (2 – 2). En el tramo decisivo de la batalla, los de Mauricio Pochettino se llevarían el gato al agua, no sin sufrimiento, con el doblete de Messi (3 – 2, de penalti). Kylian pudo volver a marcar, pero perdonaría desde el punto fatídico. Aun así, los tres puntos se quedarían en el zurrón del PSG.

El Ajax pasa por encima del BVB

Tampoco podemos descuidar un compromiso entre dos escuadras que han arrancado con paso firme su travesía en el entorchado que defiende el Chelsea. En lo que se refiere al Ajax de Ámsterdam, entidad que acarició la gran final durante la campaña 2018-2019, sigue manteniendo intacta su filosofía de juego. Su míster Erik ten Hag, en la órbita del FC Barcelona, ha conseguido implantar esa idiosincrasia tan admirada por los amantes del fútbol en los diversos rincones del planeta. Por lo que respecta al Borussia Dortmund, puede presumir de disponer en su elenco de uno de los delanteros más codiciados en la actualidad: Erling Haaland.

El envite se le pondría de cara al Ajax por medio de una diana en propia meta de Marco Reus, una jugada en la que intervendría Dusan Tadic (1 – 0). Poco después, Daley Blind se beneficiaría de una asistencia de Sébastien Haller para dejar contra las cuerdas al BVB (2 – 0). Y el castigo sería aún mayor para las tropas comandadas por Marco Rose, un equipo desbordado casi desde el pitido inicial. Ya en el segundo acto, Antony (en el radar del FC Barcelona) convertiría el 3 – 0, al tiempo que Haller continúa pulverizando registros en la Champions con los de Ámsterdam (4 – 0).

Más información

Comentarios