Tras destituir a Massimo Ficcadenti, la directiva del Cagliari ha decidido entregar las riendas de su banquillo a Ivo Pulga (48 años), técnico que contará con el apoyo de Diego López, hasta el momento entrenador del conjunto juvenil.

El cambio de preparador está directamente relacionado con el nefasto inicio de curso de una escuadra que sólo ha obtenido dos empates en las seis primeras jornadas de la Serie A y que ocupa, inevitablemente, el último lugar de la tabla.