El Manchester City ha sufrido un revés inesperado en el Etihad Stadium este domingo, dado que ha claudicado frente al Wolverhampton Wanderers por medio de un doblete de Adama Traoré. El canterano del FC Barcelona se ha convertido en una auténtica pesadilla para el vigente campeón de la Premier League, por lo que el plantel liderado por Pep Guardiola se queda a 8 puntos del Liverpool en el campeonato doméstico.

Según informa TMW, la noticia negativa del día para el Manchester City, pese a todo, no ha sido la derrota. Benjamin Mendy, un futbolista que está atravesando una auténtica lacra de lesiones desde que desembarcó en Reino Unido, no ha podido vestirse de corto en el duelo con los ‘Wolves’. Todo ello se ha debido a la enésima lesión muscular del ex del AS Mónaco, por lo que, en principio, aprovechará el parón internacional por los compromisos de selecciones para recuperarse.