Sin pausa, pero sin prisa. Marcelino García Toral no tienen ningún inconveniente en seguir al frente del proyecto del Valencia más allá del tiempo estipulado en su vigente contrato, con actual fecha de expiración en el verano de 2019, aunque de momento prefiere centrarse en lo que ocurra en el terreno de juego.

Así se lo habría comunicado el propio entrenador cántabro a Mateu Alemany según Cope Valencia, y el propio director general ya se encargó comentar esta idea en el día de ayer comunicando que es un asunto que se resolverá «a final de temporada». La confianza en el técnico es absoluta y no se duda de que este alcanzará el objetivo de puestos de UEFA Champions League, lo que hace presagiar que su continuidad y el futuro acuerdo estarán garantizados.