Las dudas se ciernen sobre la cabeza del prometedor atacante del Manchester United cuyo protagonismo en la primera plantilla no ha sido todo lo que él deseaba. A pesar de acumular un buena cantidad de minutos, Marcus Rashford no ha elegido como titular habitual para José Mourinho y ha alternado suplencias con titularidades. De hecho, como síntoma principal, el futbolista solo ha completado los 90 minutos en 8 ocasiones de los 45 encuentros que ha saltado al césped.

Considerado la joya de la corona del producto más reciente de las inferiores de los red devils, el ariete inglés de 20 años estaría confuso por esta situación y esperaría que la apuesta del club fuera más firme sobre él. Por esto, según informa The Sun, Rashford habría decidido aplazar cualquier tipo de acuerdo en la renovación de su contrato, que expira en 2020, a expensas de cuál sea su rol en la 18/19.