Martin Ødegaard es una de las mayores apuestas de futuro que ha realizado el Real Madrid en los últimos años. El noruego fichó por el conjunto blanco a los 16 años para formar pare del filial, apesar de llegar con el cartel de estrella. El media punta no ha conseguido empezar a brillar como se esperaba ni en el Castilla, ni en el Heerenveen holandés en el que está cedido desde enero y hasta junio de 2018.

Todo parece indicar, según señala Ok Diario, que el jugador no volverá a Concha Espina antes de lo previsto y que cumplirá el año que le queda de cesión en la entidad de los Países Bajos, en donde no ha jugado con demasiada regularidad (17 partidos y un gol), pero que se espera que termine de adaptarse y empiece a dar buena cuenta de sus aptitudes. En el Madrid tiene contrato hasta 2021 y no quieren que las expectativas generen prisas, ya que únicamente tiene 18 años. «El plan es que siga el año que viene aquí, en el Heerenveen. El Madrid tiene la opción de recuperarme en este mes de junio, pero parece que no va a pasar», ha declarado el propio jugador.