Aunque sólo ha disputado un partido oficial con la primera plantilla del Valencia (en Copa del Rey, frente al Logroñés, el pasado curso), el joven Paco Alcácer se ha convertido en una de las promesas más vigiladas del continente.

En el ascenso de su popularidad ha tenido mucho que ver el rendimiento que ofreció el futbolista en el reciente Europeo Sub’19, competición en la que firmó grandes actuaciones y acumuló tres tantos (dos de ellos en la final ante la República Checa).

Entre los múltiples clubes que siguen sus pasos hay dos que, según la Cadena Ser, han mostrado un especial interés en el futbolista: Bayern Múnich y Arsenal. Los gunners son verdaderos especialistas en la detección de talento, mientras que los bávaros quieren dar continuidad a una política de contrataciones que se inició con el fichaje de los jóvenes Dale Jennings (18) y Takashi Usami (19).

De momento, la libertad del punta se encuentra en los 9 M€ que marca su cláusula de rescisión, aunque la directiva ché ya ha comenzado los contactos para ampliar esa cifra y la duración de su contrato (ver artículo).