El costamarfileño Christian Kouamé se convirtió en uno de los grandes nombres propios a seguir durante el pasado mes de enero. A sus apenas 21 años, el jugador del Génova fue fuertemente vinculado con un Nápoles que veía en él una opción más que interesante para dar un impulso a su ataque. Finalmente, pese al sinfín de rumores al respecto el jugador africano no se movió del Génova.

Sin embargo, pocos son los que dudan que el futuro del atacante (4 goles en 23 partidos de Serie A esta temporada) estará fuera de su actual equipo. Entre las opciones que ha emergido con más fuerza es la que tiene como posible destino una Juventus que siempre está atenta a las oportunidades que surgen en el país de la bota con vistas a reforzarse.

Consciente de la joya que tiene entre manos, y después de ingresar en las arcas del club 35 M€ por el adiós de Piatek con destino al AC Milan, el presidente del cuadro italiano Enrico Preziosi quiere sacar una más que notable plusvalía también por este jugador y quiere obtener el menos 25 M€ por la venta. Además, el máximo mandatario no vería con malos ojos la posibilidad de que se incluyera algún jugador en la operación como contrapartida.

De cualquier modo, y según destaca la información publicada por CalcioMercato, escuadras inglesas y alemanas también están pendientes al futuro del futbolista, por lo que no cabe duda que su nombre será uno de los que habrá que tener en cuenta durante el próximo mercado estival