Liga | El Atlético de Madrid se reencuentra en su estilo

El combinado colchonero rendía visita este sábado a Balaídos, en un duelo bastante disputado. Los visitantes se lo llevaron gracias a una tempranera diana de Luis Suárez, otra final de Carrasco y a su fiabilidad defensiva, si bien los celestes merecieron más.

Los jugadores del Atlético celebran el gol de Luis Suárez
Los jugadores del Atlético celebran el gol de Luis Suárez ©Maxppp

Tras dos empates sin goles, se presentaba el Atlético de Madrid este sábado en Balaídos con una asignatura clara. Todo ello tras la salida de Thomas Partey, si bien Diego Simeone sorprendía de inicio con Lucas Torreira en la medular y dos extremos que eran Thomas Lemar y Ángel Correa, para dejar en ataque a Diego Costa y Luis Suárez. Pues bien, el uruguayo acababa pronto con la agonía del gol.

Sigue después de este anuncio

En el 5', remataba a la red un centro del canterano Manu Sánchez, también titular en el lateral zurdo, tras una buena jugada iniciada por Lemar, bastante activo en toda la primera parte. Una diana que relajaba a los de Simeone y que el Celta de Vigo pagaba caro por su dubitativo inicio de partido. Aunque a partir de ese momento los celestes se fueron asentando hasta igualar la contienda en juego y ocasiones, que no en el marcador.

Porque tener a Jan Oblak es siempre un seguro de vida, y además de hacer su milagro diario tuvo fortuna de ver cómo el joven lateral Cabreira, del bando local, estallaba en el palo otra clara ocasión de los gallegos. El propio Lemar también veía madera con saque de esquina que pudo haber sido gol olímpico. Y mientras tanto, el árbitro perdonaba la segunda amarilla a Diego Costa al simular un penalti. Ocasiones, polémicas, ritmo alto y un partido de alternativas y ocasiones que los madrileños se llevaban de forma temporal por su mejor pegada.

Baja la intensidad

Veníamos por tanto de una vibrante primera parte que evidentemente no tuvo su réplica en la segunda mitad, con menos alternativas todavía. Aunque los celestes no perdieron la cara al partido y estuvieron tratando de igualar ese choque que se les escapaba, ya que los de Diego Simeone recurrieron en ese momento a su versión más clásica. Eso sí, antes tuvieron contratiempos como la lesión de Diego Costa.

Joao Felix había entrado en el terreno de juego, y asistimos a un carrusel de cambios con los que ambos entrenadores buscaban modificaciones porque los que veían no les gustaba. El cansancio hacía mella pero no se acumulaban opciones claras antes de la recta final del choque, con un descuento largo en el que se acumularon los errores en ambos bandos, que al final llevaron a los madrileños a conseguir el segundo gol, obra de Yannick Ferreira Carrasco al recoger un rechace del larguero tras un genial disparo de Joao Felix, culminando una buena jugada personal. Así que el Atlético de Madrid se reencuentra con el triunfo ante un Celta de Vigo que tendrá que seguir remando fuerte porque comienza a revivir viejos fantasmas de pasadas temporadas. Eso sí, los de Diego Simeone siguen teniendo lagunas y cosas por corregir y mejorar.

Más información

Comentarios