El Real Madrid trabaja en la base. El conjunto de Chamartín se encuentra sondeando las divisiones inferiores de nuestro fútbol a fin de encontrar nuevos jugadores con los que poder reforzar el segundo equipo y que más tarde tengan la oportunidad de mostrar su valía. Uno de los últimos nombres propios que ha aparecido en escena es el del rumano Razvan, futbolista de banda izquierda al que los blancos han seguido en algunos encuentros disputados con el Guijuelo.

El futbolista criado en el Steaua de Bucarest y que con apenas 17 años ya jugaba en la Champions League, desembarcó en nuestro país para defender los colores del Fuenlabrada de Cosmin Contra en la temporada 2012-2013, tal y como nos narra en contacto con Fichajes.com: «Estuve hablando con él cuando acabé la temporada con Otelul y me ofreció la posibilidad de jugar en su equipo. Yo le dije que sí, que no había ningún problema por el dinero y mi intención era cambiar de aires para encontrar una oportunidad». Sin embargo, después de un año en el equipo madrileño hizo las maletas para firmar por el Guijuelo.

El que fuera internacional sub’21 con la selección de su país en 11 ocasiones se encuentra disputando su segunda temporada en el conjunto salmantino, con el que amplió su vinculación el pasado verano. «Recibí el interés de otros equipos, pero decidí quedarme porque estaba contento y quería seguir. Renové el año pasado por dos nuevas temporadas, pero tengo una cláusula en el contrato por la que si llega un equipo de Segunda División se puede negociar e incluso irme libre», nos apunta el de Galati.

Consultado sobre las especulaciones que le sitúan el a órbita de distintos conjuntos como el propio Real Madrid, Elche o Alcorcón, el futbolista que se define como «un jugador luchador, rápido y con buen tiro», reconoce que «Me ha sorprendido un poco, pero por la buena temporada del año pasado y la que estamos haciendo ahora creo que cualquier jugador de la plantilla puede pensar en ir a un equipo de más arriba. Para mí ha sido una sorpresa. Yo sé que hay interés de varios equipos, pero no conozco quiénes son y en qué categorías están». Pese a esto, reconoce que por el momento «Yo estoy tranquilo y centrado en el Guijuelo».

De cualquier modo, el futbolista lo tiene claro y apunta que «Yo soy seguidor del Real Madrid desde pequeño. Antes de firmar con el Steaua de Bucarest me entrevistaron y al preguntarme sobre los equipos en los que me gustaría jugar yo respondí que el propio Steaua y en el Real Madrid».