A diferencia de otras temporadas, este año no se está hablando mucho de los posibles objetivos del Atlético de Madrid, excepto aquellos delanteros que podría sustituir a Radamel Falcao. Y es que la buena marcha del equipo ha propiciado un cambio de mentalidad en el cuadro colchonero.

Diego Simeone es el gran artífice de esta transformación que afecta a los jugadores y también a la afición. El técnico ya se había ganado el corazón de la grada durante su etapa como futbolista, pero ahora lo ha hecho desde el banquillo, ya que ha sabido coger firmemente las riendas del club.

Esto puede traducirse también en que el preparador es una voz autorizada en materia de fichajes, ya que cualquier refuerzo debe llevar su aprobación. E incluso el ’Cholo’ comienza a recomendar alguna incorporación para el futuro, o al menos así lo indica CalcioMercato.com.

Según esta fuente, Simeone ha estado observando las evoluciones de Lisandro López, defensa de 23 años que juega en el Arsenal de Sarandí. Como buen conocedor del fútbol argentino, el entrenador conoce de sobre sus cualidades y lo ha señalado como un posible objetivo a medio plazo.