Liga | El Real Madrid cabalga a lomos de Asensio y Benzema

un triplete del balear y un doblete del francés sirve al equipo merengue para golear al Real Mallorca, mantenerse como líder de la Liga y estirar su gran momento en este mes de septiembre. La felicidad se instala en el Santiago Bernabéu.

Marco Asensio celebra un gol con sus compañeros
Marco Asensio celebra un gol con sus compañeros ©Maxppp

Tenía el Real Madrid de nuevo esta noche la oportunidad de asaltar el liderato de la Liga, y de dar continuidad a una buena racha que se viene cimentando en todo el mes de septiembre. Carlo Ancelotti además aprovechaba para hacer rotaciones, destacando la presencia de Eduardo Camavinga por Casemiro en la medular y también Marco Asensio en la mediapunta. Un once muy ofensivo, toda una declaración de intenciones además dando oportunidad al balear, que no la desaprovecharía en este caso. Como un Karim Benzema que sigue alargando su espectacular momento de forma.

Sigue después de este anuncio

El Real Mallorca se presentaba como víctima propicia y el joven Gayá regalaba al delantero francés un balón en el 3' al resbalarse de forma inoportuna y el ariete no perdonaba. Con el viento a favor, vimos a un cuadro blanco muy cómodo además en el Santiago Bernabéu. Además su compatriota Camavinga se adueñaba de la medular, acaparando mucho terreno aunque a veces adornándose en exceso. Cosas de la juventud. En cambio estuvo certero en los robos y no le pesa nada su nueva camiseta. Como tampoco la responsabilidad a Marco Asensio, foco de atención en las horas previas por filtrarse su disconformidad con su falta de protagonismo.

Así, recogía el balear ante sus ex el guante lanzado por su entrenador. Jugando en su posición predilecta, el internacional español anotaba un doblete en apenas cinco minutos. Primero aprovechando un despeje dudoso de Manolo Reina tras una gran combinación entre Vinicius Junior y Rodrygo. Y el segundo acabando una gran maniobra de Karim Benzema, que le dejaba un pase estelar tras haber recibido de Eder Militao, para que Asensio no perdonara ante la portería rival. Otro que Carlo Ancelotti lograba sumar para la causa y Benzema corroborando su gran inicio de temporada, participando en el duodécimo gol de este curso. Entre ambos tantos, Kang-In Lee (26') había recortado distancias al culminar con un gran disparo ajustado una buena jugada personal. Esa acción del coreano y alguna aislada de Take Kubo, las únicas armas de un equipo balear claramente superado.

El Real Madrid sigue el festín

En la segunda parte el combinado de Chamartín disfrutó mucho más. Con los visitantes amenazando cada vez menos a una defensa a la que David Alaba mantiene bien ordenada evitando sobresaltos como el del gol visitante, el equipo de Carlo Ancelotti buscó aumentar la goleada. Pudieron hacerlo Vinicius Junior, que falló un mano a mano, o Karim Benzema a quien el VAR anuló un gol por falta sobre Sastre. Pero era la noche de Marco Asensio claramente, que en el 55' firmaba un hat-trick con un disparo desde fuera del área tras otro pase de Benzema.

Nuevo gol para reivindicarse, llevarse la ovación del estadio y permitir el clásico carrusel de cambios de la segunda parte para que su entrenador continúe repartiendo minutos. Antonio Blanco, Lucas Vázquez, Isco y hasta Luka Jovic fueron ingresando al terreno de juego. El malagueño dejaba uno de sus arabescos y Eden Hazard no entraba al campo pese a estar calentando en la banda. En cualquier caso la noticia en el césped estaba en que el Real Madrid seguía el festín a costa de un débil Real Mallorca, de nuevo con Karim Benzema aumentando su cuenta particular.

Incluso con un rebote que le favorecía, el galo marcaba en el 79' para ampliar sus cifras. Hasta Isco anotaba en el 84' a pase de un incansable Vinicius Junior para hacer el sexto. Y redondear una noche espectacular que pone al Real Madrid en lo más alto de La Liga y como gran favorito en un inicio de temporada en el que este equipo es el que menos fisuras ha mostrado. Goleada reconfortante en la que Marco Asensio y Karim Benzema mostraron todo su brillo. El Real Madrid sigue soñando a lo grande por méritos propios.

Más información

Comentarios