Después de una cesión sin pena ni gloria por las filas del Rayo Vallecano durante la segunda mitad del curso pasado (9 partidos en los que no logró ver puerta), el delantero italiano de 22 años Samuele Longo vuelve a abandonar la disciplina del Inter de Milán a fin de probar fortuna en un nuevo club por medio de un préstamo.

Concretamente, el Cagliari, equipo que se reserva una opción de compra que valorará ejercer a final de temporada. Junto al ariete también desembarca el defensa Simone Benedetti (22), en este caso de forma definitiva.