Apenas media temporada ha necesitado Gonzalo Escalante (22 años) para ganarse la confianza del Eibar. El centrocampista aterrizó en Ipurua el pasado verano en calidad de cedido y el cuadro armero ha aprovechado el mercado invernal para alcanzar un acuerdo con el Catania y hacerse definitivamente con sus servicios.

El combativo futbolista argentino, que ha participado en 19 partidos oficiales en lo que llevamos de temporada, permanecerá en la escuadra azulgrana hasta, al menos, junio de 2020.