Liga | El Athletic de Bilbao se impone al Villarreal en San Mamés

Trabajado triunfo de los pupilos de Marcelino García Toral, una victoria comandada por las dianas de Raúl García e Iker Munian (de penalti). Gerónimo Rulli atajaría una pena máxima ejecutada por Álex Berenguer, mientras que el tanto de los castellonenses sería obra de Francis Coquelin.

Los futbolistas del Athletic de Bilbao​ celebran un tanto
Los futbolistas del Athletic de Bilbao​ celebran un tanto ©Maxppp

La jornada sabatina de nuestra Liga iba a quedar clausurada con un enfrentamiento entre dos de las principales potencias del balompié nacional. Por un lado, el Athletic de Bilbao quería hacerse fuerte en San Mamés, convirtiendo su feudo en un fortín inexpugnable a lo largo de la temporada. La otra cara de la moneda viene representada por el Villarreal, escuadra que presumió de su pegada en ataque para doblegar al Young Boys en la Champions.

Sigue después de este anuncio

Cabe recordar que los leones han permanecido la friolera de tres semanas sin poder competir. La contienda arrancaría con una gran transición ofensiva de los castellonenses, previa combinación entre Dani Parejo y Arnaut Danjuma. Eso sí, el chut de Francis Coquelin sería atajado sin dificultades por Unai Simón. Por su parte, Iñigo Lekue y Álex Berenguer se mostraron muy activos y participativos desde el pitido inicial del trencilla.

Poco después, Iñaki Williams se toparía con el travesado en una fantástica acción ofensiva de los de Marcelino García Toral. No obstante, la jugada quedaría invalidada por posición antirreglamentaria. El que no perdonaría, estando además en situación correcta, sería un Raúl García que se beneficiaría de una combinación entre Iker Muniain e Iñaki (1 – 0). Por si fuera poco castigo para el Submarino Amarillo, Gerard Moreno tendría que abandonar el campo por lesión en el ecuador de la primera mitad, dejando a Samu Chukwueze su parcela en el césped.

Pena máxima para el Villarreal

Es más, tendría que intervenir el bueno de Gerónimo Rulli, quien cuajó una notable actuación en Suiza, para frenar a Iñigo Martínez. Lekue seguía haciendo de las suyas en el tapete verde, al tiempo que el plantel groguet se estaba viendo algo desbordado. Sin embargo, los pupilos dirigidos por Unai Emery serían capaces de nivelar el choque merced a una acción afortunada de Coquelin. Todo ello, dicho sea de paso, porque su golpeo sería desviado por Iñigo y despistaría a Unai (1 – 1).

Pese al mazazo anímico sufrido con dicho tanto, el Athletic Club no le perdería la cara al partido en ningún instante. Y el actual campeón de la Supercopa de España pondría a prueba a un Rulli que le ha arrebatado la titularidad a Sergio Asenjo. Con el desarrollo de los minutos, Gerónimo y Unai Simón sacarían a relucir su mejor versión con sendas paradas de muchos quilates. En el tramo decisivo del encuentro, el VAR confirmaría una pena máxima favorable a los leones, un penalti que sería transformado por Muniain (2 – 1). Pese a que Rulli atajaría el segundo lanzamiento desde los 11 metros de la noche (a Berenguer), la victoria se quedaría en las arcas de los de Marcelino.

Más información

Comentarios